Posts etiquetados ‘Juan Carlos Martínez’


JusticiaEn Roma consideramos siempre que si hubieran existido organismos de control en la época del Imperio, seguramente esa horda de emperadores y funcionarios corruptos se habría extinguido antes de lo previsto.

Sin embargo, esa percepción romántica nos cambió viendo departamentos como el Valle del Cauca, con unos niveles de corrupción administrativa tan altos y donde esos ‘entes de control’ se comportan como simples ‘oficinas de cobro’, dedicadas al blanqueo del dinero que han robado exmandatarios y funcionarios corruptos a cambio de una parte significativa del botín.

En Roma han encontrado que el procedimiento es sencillo. Quien roba y quiere lavar sus culpas, solo debe compartir una pequeña porción con los fiscales, procuradores o contralores tan corruptos como ellos, que en el Valle no son todos pero sí son bastantes, y a cambio los procesos penales, disciplinarios o fiscales son archivados y quienes se han apoderado de recursos públicos quedan habilitados entonces para salir a gritar a los cuatro vientos que no se han apoderado de nada porque ya han sido investigados hasta la saciedad.

Y no son pocos los casos en varios de los municipios del Valle donde los empleados, titulares o investigadores de las temibles ‘ías’ se han agachado para recoger lo que les tiraron al piso, mientras los autores de magnos desfalcos andan muy orondos por las calles disfrutando de las fortunas que les dejó su paso por la administración pública.contraloria logo

En un hecho reciente se denunció en el diario El País cómo en la Contraloría del Valle viene operando una red de corrupción a alto nivel dedicada a cobrar un porcentaje a las personas investigadas para archivarles los procesos fiscales. Eso en la ley romana solíamos llamarlo blanqueo de dinero.

En Palmira el exalcalde Raúl Alfredo Arboleda se ufanaba de ser el mandatario más investigado del país, pero oculto bajo la falda de la exsenadora Dilian Francisca Toro evadió cada uno de los procesos penales, disciplinarios y fiscales,  los cuales terminaron archivados o engavetados en el recipiente de los procesos iniciados y que nunca avanzaron. Incluso, en una ocasión fue destituido en primera instancia y la segunda instancia ratificando la sanción se la fallaron más de un año después, cuando ya había dejado el cargo. Como decíamos en Tracia, “el que a buena falda se arrima, buena enagua lo cobija”.

Pero ninguno tan bien apadrinado como Jorge Iván Ospina, el exalcalde de Cali. Poniendo su carita de ‘yo no fui’ hizo fiesta con los recursos del estadio, con los contratos del MÍO, derrochó una fortuna pagando favores políticos con los Guardas Cívicos y se dedicó a evadir los procesos de contratación a través de los convenios interadministrativos. Pero ser el ahijado político de Angelino Garzón le ha permitido capotear y salir ileso en cada proceso. Incluso, estudia la posibilidad de que sea postulado a la Presidencia de la República.

LogotipoFiscaliaEn Buenaventura se prestaron algunos jueces y fiscales, así como la procuradora María Cristina González, en la administración anterior, para desplegar toda una cacería en contra de la excontralora Ana Betty Arboleda para tratar de inhabilitarla por el simple hecho de hacer control fiscal a las actividades y gastos de José Félix Ocoró. Hoy día, la excontralora enfrenta cerca de 15 procesos penales y disciplinarios que le fueron iniciados por ese cartel de la “injusticia” que estaba al servicio del tristemente célebre Partido PIN.

Esta misma Procuradora de Buenaventura, con una capacidad asombrosa de reacomodo, ahora de lado del senador Édison Delgado, está señalada de haber filtrado la información que le entregó el exconcejal Stalin Ortiz por irregularidades en la ESE Luis Ablanque de la Plata, hecho por el cual fue asesinado a comienzos de este año.

Para acabar de rematar, a finales de diciembre un juez envió a la cárcel a la personera de Tuluá Beatriz Eugenia Jiménez González por los delitos de peculado por apropiación, falsedad en documento público y celebración indebida de contratos.

Lo cierto es que mientras Abadía hacía de las suyas en el Valle; Ospina firmaba convenios a diestra y siniestra en Cali; Ocoró gobernaba para beneficio personal en Buenaventura; Arboleda saqueaba a Palmira y Aragón desangraba a Jamundí, las ‘ías’ estaban dedicadas al ‘tapen tapen’ y a amenazar adversarios como dignos herederos del despotismo de Nerón o Calígula.

logo_procuraduriaCon su humor sarcástico, Crixo cree que es momento de redefinir el concepto de ‘corrupto’ y acuñar esta máxima: “Corrupto no es el que se roba los recursos públicos, sino el que roba tan poquito que no le alcanza para lavar sus pecados ante los organismos de control”.

Si usted quiere hacer parte de esta legión de gladiadores, envíenos sus aportes, comentarios y denuncias a: espartaco500@gmail.com. Síganos también en twitter a través de: @espartaco500 y en Facebook.

Anuncios

Se supo en el Coliseo Romano que una encuesta de favorabilidad para la Gobernación del Valle del Cauca tiene enfrentados, y a punto de acabar con su amistad política y personal, al ex senador Juan Carlos Martínez Sinisterra y el ex gobernador Juan Carlos Abadía Campo.

La dichosa encuesta, contratada por el miembros del PIN en el Valle del Cauca la última semana de abril y que fue revisada en la cárcel El Bosque de Barranquilla, lo que hace es confirmar los pobres resultados que alcanza el nombre de Álex Loango para ocupar el primer cargo del departamento, razón por la cual los amigos de Abadía le propusieron a Martínez empezar a buscar por otro lado a un candidato que tenga mejor aceptación.

Ahí fue Troya. El ex senador Martínez furibundo rechazó los resultados del sondeo argumentando que los mismos fueron manipulados (¡Como si en el Valle se manipularan encuestas!) por Abadía y sus amigos con el único propósito de tratar de desmontar la candidatura de su entrañable amigo Loango y querer catapultar a uno de los miembros del séquito de Abadía.

Datos confirmados por los dioses del Olimpo señalan que en la encuesta del PIN ocupa el primer lugar el ex senador Ubeimar Delgado, seguido muy atrás por Alba Leticia Chávez, Jorge Homero Giraldo, Luis Élmer Arenas y en el último lugar, Álex Pascual Loango.

Lo que motivó más desconfianza al ex senador Martínez Sinisterra es que en la encuesta ya se había incluido el Plan B, nombres como los del ex gerente de la Licorera del Valle Doney Ospina y del ex secretario de Salud Héctor Fabio Useche, ambos de la cuerda de Abadía, y que aparecían mejor ubicados que Loango. Pues Ospina quedó empatado con Arenas y un poco más arriba se ubicó Useche.

Pero el grupo de Martínez dejó entrever que ahora es el turno de ellos para tener la candidatura a la Gobernación, que no la van a desaprovechar y que, además, si no está en el poder es por culpa de los errores de Abadía y que terminaron con su destitución.

Como respuesta a las voces que piden un cambio de candidato, Martínez dejó saber que ya tiene listo el Movimiento de Inclusión y Oportunidades, MIO, (armado sobre la estructura del MPU de Carlos Herney Abadía) con el cual piensa presentar sus propios candidatos y listas a las elecciones regionales de octubre próximo y que si Abadía no está de acuerdo, que busque para dónde irse.

Los amigos de Abadía sienten que Martínez ha ido demasiado lejos con armar un partido sobre una personería ajena, pero seguirán en silencio como un aporte a la necesidad de ambos de ir juntos en estas elecciones. De lo contrario, saben que pueden resultar devorados en la plaza pública por los leones.

Pero bien sea por el MÍO, por el PIN o por el PUM, lo que no van a olvidar los vallecaucanos es lo nociva que resultó para el Valle la elección del destituido Juan Carlos Abadía, quien enfrenta cerca de 40 procesos por delitos contra la administración pública, y la influencia del ex senador Juan Carlos Martínez, detenido por narcopolítica e investigado por parapolítica. Sin embargo, ya ambos están preparando sus fichas y el andamiaje para seguir gobernando más allá del 2012. ¡Tan queriditos!

Si usted quiere hacer parte de este ejército de gladiadores envíe sus aportes y denuncias a: espartaco500@gmail.com