Posts etiquetados ‘Fiscalía’


Esta imagen de la falsa pediatra fue tomada en una de las brigadas médicas en el Cauca.

Esta imagen de la falsa pediatra fue tomada en una de las brigadas médicas en el Cauca.

No son pocos los casos que registramos en la Roma Antigua sobre aguerridos ejércitos de gladiadores o las más preparadas guardias pretorianas que, pese a lo inviolable de sus escudos y a la forja de sus armas, sucumbieron a los encantos femeninos y fueron llevados lenta e inevitablemente a la derrota y el exterminio.

Abundan ejemplos como el de la hija de Tiberio, Agripina la Menor, que con mentiras, traición y sangre logró que su hijo Nerón derrocara a Británico, heredero en el trono del fallecido Claudio, y se convirtiera en el temible emperador romano.

Dos mil años después, los engañados fueron los militares de la Fuerza de Tarea Apolo, el grupo especial del Ejército en Cauca y Valle que ha propinado los principales golpes al Sexto Frente y a la Columna Móvil Gabriel Galvis de las Farc, quienes bajaron la guardia ante los supuestos atributos de María Camila Gallego Álvarez, una ‘asiliconada’ médico pediatra de 30 años de edad que llegó a la capital del Valle a mediados del 2012 cargada de historias dignas de nuestra mitología.

En la Base Militar Marco Fidel Suárez.

En la Base Militar Marco Fidel Suárez.

Primero, contó como en el 2007 fue secuestrada junto a su hermana gemela, quien habría sido asesinada en cautiverio, y como un año después murió su padre, un alto exoficial de la Policía, cuando pagaba una millonaria suma por su rescate.

También que se especializó en pediatría en una universidad de Israel y a su regreso a Medellín, en el 2011, encontró que una red criminal trataba de apropiarse de la fortuna de su familia y al enfrentarlos debió huir a Cali, donde entabló una fugaz relación con un patrullero de la Policía.

Pese a lo fantásticas que sonaban sus historias, a la Inteligencia Militar jamás se le ocurrió indagar quién era María Camila Gallego y pocos días después la mujer que decía ser egresada de la Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín ya sobrevolaba en aviones y helicópteros militares los departamentos de Cauca y Valle realizando brigadas de salud con la infranqueable Fuerza de Tarea Apolo en resguardos indígenas y otras comunidades vulnerables.

Con un alto oficial en una brigada médica.

Con un alto oficial en una brigada médica.

También como pediatra, pero egresada de la Universidad Javeriana de Bogotá, fue contratada por una fundación médica en Miranda, Cauca, por recomendación directa de la Secretaría de Salud del municipio y de la encargada del Plan de intervenciones Colectivas de Salud Pública.

Aunque conocieron en Roma las felicitaciones que por escrito le hizo llegar el general Jorge Humberto Jerez Cuéllar, comandante de la Fuerza de Tarea Apolo, y el coronel Álvaro Moya Zapata, segundo comandante de la Brigada Móvil 17, a la doctora María Camila “por su invaluable labor”, en el Olimpo de los dioses se pudo comprobar que la señora no es médico ni pediatra, que jamás estuvo en Israel y que su nombre real es Yirley Katherine Gallego Álvarez.

Luego de hacer las consultas y enviar copias de los supuestos certificados a la pontificia y a la Javeriana, un gladiador sumado a esta causa comprobó que toda la documentación que entregó la supuesta pediatra era tan falsa como sus historias.

foto 2 falsa médica

Sin embargo, la hábil mujer, quien a comienzos de este año preparaba la documentación para crear su propia empresa, Salud Global IPS, con dineros prestados que luego hurtó, logró infiltrar la fuerza y sin el más mínimo obstáculo llegaba al dispensario de la Brigada de donde obtenía medicamentos y otros insumos para la atención de hombres, mujeres y niños en el norte del Cauca y el sur del Valle.

Lo grave de este asunto, dice Varro, un compañero inseparable en esas luchas que libramos en el Siglo I antes de Cristo, es que si el Ejército hubiera hecho un rastreo sencillo, se habría enterado que en la Fiscalía General cursa contra la falsa y peligrosa ‘pediatra’, identificada con la cédula 52.898.452, el proceso penal 760016000193201202732 por hurto agravado.

La falsa pediatra durante uno de los vuelos en las jornadas de salud

La falsa pediatra durante uno de los vuelos en las jornadas de salud

También la denuncia 065796108815201000236, realizada en mayo del 2010 en la Fiscalía de Puerto Berrio, Antioquia, por hurto y falsedad en documento privado, donde Yirley Katherine se hizo pasar como médico y al ser descubierta huyó con documentos y bienes del Fondo de Ganaderos de Antioquia; además de otro proceso por reclutamiento de menores para bandas delincuenciales en la Comuna 13 de Medellín, donde se sindica del asesinato de un drogadicto.

La última hazaña de esta mujer en Cali, quien formuló droga y tratamientos a decenas de niños sin tener la más mínima idea de lo que es la medicina, fue que huyó con un patrullero de la Policía hacia Barbosa, Santander, en una camioneta que le robaron a la mujer que le tendió la mano cuando llegó al barrio Ciudad Modelo y que fue encontrada en mayo pasado por la Policía Metropolitana de Medellín.

Crixo cree que todo este engaño fue posible gracias a las maravillas de la salud en Colombia que han encontrado que la cura para todos los males se resume en dos productos: Acetaminofén y Amoxicilina, que es lo que recetan todos los que son médicos y los que dicen serlo y al final no son.

Si usted quiere hacer parte de esta legión de gladiadores, envíenos sus aportes, comentarios y denuncias a: espartaco500@gmail.com. Síganos también en twitter a través de: @espartaco500 y en Facebook.

Anuncios

JusticiaEn Roma consideramos siempre que si hubieran existido organismos de control en la época del Imperio, seguramente esa horda de emperadores y funcionarios corruptos se habría extinguido antes de lo previsto.

Sin embargo, esa percepción romántica nos cambió viendo departamentos como el Valle del Cauca, con unos niveles de corrupción administrativa tan altos y donde esos ‘entes de control’ se comportan como simples ‘oficinas de cobro’, dedicadas al blanqueo del dinero que han robado exmandatarios y funcionarios corruptos a cambio de una parte significativa del botín.

En Roma han encontrado que el procedimiento es sencillo. Quien roba y quiere lavar sus culpas, solo debe compartir una pequeña porción con los fiscales, procuradores o contralores tan corruptos como ellos, que en el Valle no son todos pero sí son bastantes, y a cambio los procesos penales, disciplinarios o fiscales son archivados y quienes se han apoderado de recursos públicos quedan habilitados entonces para salir a gritar a los cuatro vientos que no se han apoderado de nada porque ya han sido investigados hasta la saciedad.

Y no son pocos los casos en varios de los municipios del Valle donde los empleados, titulares o investigadores de las temibles ‘ías’ se han agachado para recoger lo que les tiraron al piso, mientras los autores de magnos desfalcos andan muy orondos por las calles disfrutando de las fortunas que les dejó su paso por la administración pública.contraloria logo

En un hecho reciente se denunció en el diario El País cómo en la Contraloría del Valle viene operando una red de corrupción a alto nivel dedicada a cobrar un porcentaje a las personas investigadas para archivarles los procesos fiscales. Eso en la ley romana solíamos llamarlo blanqueo de dinero.

En Palmira el exalcalde Raúl Alfredo Arboleda se ufanaba de ser el mandatario más investigado del país, pero oculto bajo la falda de la exsenadora Dilian Francisca Toro evadió cada uno de los procesos penales, disciplinarios y fiscales,  los cuales terminaron archivados o engavetados en el recipiente de los procesos iniciados y que nunca avanzaron. Incluso, en una ocasión fue destituido en primera instancia y la segunda instancia ratificando la sanción se la fallaron más de un año después, cuando ya había dejado el cargo. Como decíamos en Tracia, “el que a buena falda se arrima, buena enagua lo cobija”.

Pero ninguno tan bien apadrinado como Jorge Iván Ospina, el exalcalde de Cali. Poniendo su carita de ‘yo no fui’ hizo fiesta con los recursos del estadio, con los contratos del MÍO, derrochó una fortuna pagando favores políticos con los Guardas Cívicos y se dedicó a evadir los procesos de contratación a través de los convenios interadministrativos. Pero ser el ahijado político de Angelino Garzón le ha permitido capotear y salir ileso en cada proceso. Incluso, estudia la posibilidad de que sea postulado a la Presidencia de la República.

LogotipoFiscaliaEn Buenaventura se prestaron algunos jueces y fiscales, así como la procuradora María Cristina González, en la administración anterior, para desplegar toda una cacería en contra de la excontralora Ana Betty Arboleda para tratar de inhabilitarla por el simple hecho de hacer control fiscal a las actividades y gastos de José Félix Ocoró. Hoy día, la excontralora enfrenta cerca de 15 procesos penales y disciplinarios que le fueron iniciados por ese cartel de la “injusticia” que estaba al servicio del tristemente célebre Partido PIN.

Esta misma Procuradora de Buenaventura, con una capacidad asombrosa de reacomodo, ahora de lado del senador Édison Delgado, está señalada de haber filtrado la información que le entregó el exconcejal Stalin Ortiz por irregularidades en la ESE Luis Ablanque de la Plata, hecho por el cual fue asesinado a comienzos de este año.

Para acabar de rematar, a finales de diciembre un juez envió a la cárcel a la personera de Tuluá Beatriz Eugenia Jiménez González por los delitos de peculado por apropiación, falsedad en documento público y celebración indebida de contratos.

Lo cierto es que mientras Abadía hacía de las suyas en el Valle; Ospina firmaba convenios a diestra y siniestra en Cali; Ocoró gobernaba para beneficio personal en Buenaventura; Arboleda saqueaba a Palmira y Aragón desangraba a Jamundí, las ‘ías’ estaban dedicadas al ‘tapen tapen’ y a amenazar adversarios como dignos herederos del despotismo de Nerón o Calígula.

logo_procuraduriaCon su humor sarcástico, Crixo cree que es momento de redefinir el concepto de ‘corrupto’ y acuñar esta máxima: “Corrupto no es el que se roba los recursos públicos, sino el que roba tan poquito que no le alcanza para lavar sus pecados ante los organismos de control”.

Si usted quiere hacer parte de esta legión de gladiadores, envíenos sus aportes, comentarios y denuncias a: espartaco500@gmail.com. Síganos también en twitter a través de: @espartaco500 y en Facebook.